Sus brazos labios en mi boca rodando, Sergio Loo

En la alacena de mi cuerpo

siempre tengo algo

por si quieres

por si se te antoja

por si vienes de visita

o te quedas a dormir

 

Me muerdes me debajo de las sábanas me tus mis

manos desabotonan me el sueño me enredas mis

piernas se deshebran y no sé no si son tuyos los labios

labios que vuelven que bajan que a mi pecho a mi

ombligo a mi engullen me quiebran me viernen me

 

Su cuerpo no era lo importante      A decir verdad

sólo me gustaba cuando yo estaba ebrio

Tenía las piernas delgadas        las rodillas gruesas

un tatuaje mal hecho en el tobillo y un vientre

cómplice de años

y años de cerveza

Tenía el cuerpo de un adolescente envejecido y en la

oreja

un arete pasado de moda

Sus manos eran torpes como su lengua tartamuda y

los ojos

al primer trago se empañaban

Su barba —y con esto termino—

únicamente le crecía los martes y sábados

pero no simepre              No

Su cuerpo no era lo importante

 

Nota: Gracias, Sergio. El poemario está de pelos.
Sus brazos labios en mi boca rodando
, Fondo Editorial Tierra Adentro, 2007.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s